Línea de fondo

El campo de fútbol es el terreno de juego donde se disputan los partidos de fútbol. Las dimensiones y las marcas del mismo se encuentran establecidas en las Reglas de Juego de la FIFA. El terreno de juego debe ser de césped natural o de césped artificial, teniendo este una forma rectangular con unas medidas comprendidas entre los 90 y los 120 metros de largo y los 45 y los 90 metros de ancho. Cabe mencionar que para los partidos internacionales se recomienda que las medidas estén comprendidas entre los 100 y los 110 metros de largo y los 64 y los 75 metros de ancho.

Cada una de las dos líneas más cortas que delimitan el ancho del terreno de juego se conoce como línea de fondo o línea de meta. Su longitud es menor a la de las líneas de banda, que son las dos líneas longitudinales que también demarcan los límites interiores de los exteriores del campo de fútbol. Por lo tanto, la línea de fondo o de meta tiene que ser continua y medir como mínimo 45 metros y como máximo 90. Todas las líneas del terreno de juego deben tener la misma anchura, no pudiendo ser esta superior a los doce centímetros, a excepción de las líneas de fondo, las cuales deben tener exactamente la misma anchura que el travesaño y los postes que conforman la portería.

En los partidos internacionales la línea de fondo o de meta tendrá unas medidas comprendidas entre los 64 y los 75 metros. Entre las gradas donde se encuentran situados los aficionados y las líneas de fondo tiene que existir una distancia de entre 1,5 y 3 metros, excepto en los campos de fútbol con pistas de atletismo, ya que en ellos la distancia entre ambas cosas debe ser aún mayor. La publicidad comercial tiene que estar separada un metro como mínimo de la línea de fondo o de meta, así como del resto de líneas que delimitan el terreno de juego.

Cabe destacar que los organizadores de las competiciones tienen la posibilidad de determinar la longitud de la línea de meta o de fondo y de la línea de banda, aunque siempre tendrán que respetar los límites que anteriormente se han mencionado. Las líneas de banda tendrán una longitud de 105 metros y las de fondo de 65 en los campos de fútbol donde se celebre una final de un Mundial de Fútbol.

Las porterías se encuentran situadas en el centro de cada línea de meta. Están formadas por dos postes equidistantes de los banderines de esquina y separados entre sí por una distancia de 7,32 metros, los cuales se unen en su parte superior por medio de otro poste horizontal denominado travesaño o larguero que está a 2,44 metros de distancia del suelo.

Perpendiculares a la línea de meta o de fondo se encuentran dos líneas que forman parte del área de meta o área pequeña, exactamente a 5,5 metros de la parte inferior de cada poste de la portería hacia el interior del terreno de juego. También perpendiculares a la línea de meta se sitúan dos líneas que forman parte del área de penalti o área grande, concretamente se encuentran a 16,5 metros hacia el interior del terreno de juego.

En el punto donde se unen las líneas de meta y las líneas de banda se coloca un poste no puntiagudo con un banderín llamado banderín de córner, cuya altura será de 1,5 metros como mínimo. Con un radio de un metro y dibujado en el interior del terreno de juego hay un cuarto de círculo que está cortado por las líneas de meta y de banda. Para que el árbitro tenga una referencia sobre la distancia mínima a la cual se tienen que colocar los futbolistas de un equipo cuando el contrario saca un córner, también se pueden hacer unas marcas en las líneas de meta y de banda a una distancia de 9,15 metros.

Cuando el balón traspasa en su totalidad la línea de meta deja de estar en juego. Si esto sucede pueden pasar dos cosas:

  • En el caso de que la pelota salga después de que un jugador del equipo atacante sea el último en tocarla, se tendría que llevar a cabo un saque de portería.
  • Si el esférico ha salido después de que un futbolista del equipo que defiende haya sido el último en tocarla, se tendría que realizar un córner o saque de esquina.

El juego no debe interrumpirse si la pelota solo traspasa la línea de fondo o de meta de manera parcial.

En la actualidad existen diferentes opciones para llevar a cabo la marcación de las líneas de fondo, así como de las demás líneas que conforman el terreno de juego. Las más utilizadas son a mano a través de un aerosol y por medio de un carro marca campos. Esta última alternativa es más cara pero mucho más rápida que la primera. Sin embargo, marcar las líneas a mano es la opción más utilizada, especialmente en los campos de fútbol de aquellos equipos que pertenecen a categorías inferiores, ya que a pesar de tener que emplear bastante más tiempo para realizar la marcación de esta manera, lo cierto es que es mucho más económica. Si se hace a mano, es imprescindible usar una cinta marca campos, ya que solo así se consigue que las líneas sean perfectas.

Pin It on Pinterest

Share This
jQuery(function ($) { //open toggle $('a.open-toggle').on('click', function(event){ $('#toggle1.et_pb_toggle_2 .et_pb_toggle_title').click(); $('#toggle2.et_pb_toggle_2 .et_pb_toggle_title').click(); $('#toggle3.et_pb_toggle_2 .et_pb_toggle_title').click(); $('#toggle4.et_pb_toggle_2 .et_pb_toggle_title').click(); }); });